#Hillary2016

“Nunca una mujer supo llevar tan bien una mancha en el vestido”
¿Por qué y cómo ha pasado Hillary Clinton de ser una primera dama cornuda, a la muy probable presidenta de EEUU?

De familia metodista, Hillary Diane Rodham se acerca a la política con el partido Republicano, no con el Demócrata. Llegando a convertirse en presidenta de las Juventudes Republicanas del Wellesley College. Esto, en un país en el que naces, creces y te reproduces en tu endogamia política, ya es de ser una jefaza. De hecho, lejos de ser un impedimento, mucha gente ha visto en este gesto la moderación que Estados Unidos necesita. De todos modos, no tarda en verle las orejas al lobo. Comienza a luchar por los derechos de los afroamericanos, a la vez que conoce a Bill en Yale y se integra en el partido demócrata.

05clinton.1-600

Desde aquí todo son éxitos. Básicamente se convierte en la primera mujer en todos los éxitos del derecho, hasta que en 1993 Bill alcanza la presidencia. Empieza a forjarse el apelativo que ahora amortiza y que será esencial en esta campaña, “glass ceiling breaker”. A muchos se les ha olvidado, pero el “ObamaCare”, el seguro nacional de salud, lo impulsa en 1994 Hillary como primera dama, aunque es obviamente tumbado en el congreso.

En el 98 estalla el escándalo Lewinsky, la trepadora social más rentabilizada de la historia. Hillary se pone el mundo por montera, salta a la palestra y parece decirle a Bill “Ahora me toca a mi”. Colocándose en tan solo 10 años en la carrera presidencial que finalmente gana Obama.

No me cabe duda que Obama gana por marketing, puro y duro, lo cual no desacredita el triunfo. Hillary, habituada a los debates históricos se pierde en tecnicismos, no termina de arrastrar al electorado minoritario y finalmente cae en las primarias. Vuelve a levantar su imagen durante su periodo como Secretaria de estado de 2009 a 2013 y es entonces cuando se perfila como la futura presidenta. Revienta las estadísticas de popularidad, inclusive en el espectro republicano. Conjuga su progresismo a favor del matrimonio gay, mientras elimina con mano de hierro a Gadafi o Bin Laden y la verdad… esto, nos pone.

cq5dam.web.1280.1280

Preguntada por su estrategia al frente de la secretaría, responde que se basa en el “poder inteligente”. Sabe cuándo y como empoderar a alguien, sin hacer que EEUU se manche las manos. Sale indemne de todos los escándalos, inclusive el del uso de su e-mail personal. Y ahora nos anuncia por twitter su candidatura.

Hilaria, no sé si llegarás a ser la presidenta, pero para mi, ya eres la jefa.

Ah, bueno. También están ellos:

tumblr_nmuvphakX31qb6v6ro2_500

tumblr_nmugqm1irH1qc8jh0o5_540

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.